Campus 42: una plataforma innovadora de aprendizaje para los empleos del futuro

Un sistema de aprendizaje innovador: no hay clases, ni libros, ni aulas u horarios; es un sistema abierto todos los días del año, gratuito y en el que cada cual puede aprender a su ritmo.

0
481

Con este último año y medio de pandemia, hemos comprobado lo necesarios que son los conocimientos y habilidades aplicables a las nuevas tecnologías. Teniendo en cuenta la situación actual, en la que cada vez es más necesario no solo el conocimiento técnico (o hard skills), sino también las soft skills (cualidades relacionadas con la personalidad y la forma de interactuar con los demás), es imprescindible fomentar el aprendizaje en estas áreas para mejorar el perfil profesional, así como las habilidades personales y sociales.

Cada vez es más necesario no solo el conocimiento técnico o hard skills, sino las soft skills o cualidades relacionadas con la personalidad y la forma de interactuar con los demás

Por eso, Fundación Telefónica ha creado Campus 42, un campus dedicado a la programación, en el cual no solo se estudia esta materia, sino que apuesta por la gamificación, creatividad o trabajo en equipo, habilidades que cada vez serán más importantes en el entorno laboral; para ello, ha decidido implementar un sistema de aprendizaje innovador: no hay clases, ni libros, ni aulas u horarios; es un sistema abierto todos los días del año, gratuito y en el que cada cual puede aprender a su ritmo, y para acceder, solo se requiere una inscripción, realizar dos test, y una evaluación presencial de 26 días. El aprendizaje se basa en la solución de problemas del mundo real, prácticas y proyectos, y además se incluyen diferentes itinerarios, en función de las áreas (Big Data, IoT, programación móvil, etc.) que el estudiante quiera profundizar.

Sin clases, sin libros, sin límite de edad, abierto 24/7 y gratuito

Al mismo tiempo, no se requieren conocimientos previos; al tratarse de una metodología basada en la gamificación y la colaboración entre compañeros, se facilita el aprendizaje tanto de la programación como de otras habilidades como la resiliencia, el trabajo en equipo o la asertividad. Tal y como explican los alumnos (en el vídeo), algunos de ellos entraron en el campus sin saber de programación, pero al terminar, han comprendido los fundamentos de esta materia, aparte de haber mejorado sus habilidades sociales.

De esta forma, con este tipo de plataformas, se pone al alcance de todos adquirir los conocimientos y habilidades necesarios para desarrollarse en el entorno laboral.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí